jueves, 15 de junio de 2017

Erika Foster 01. Te veré bajo el hielo de Robert Bryndza


Sinopsis
Un joven descubre el cadáver de una chica debajo de una gruesa capa de hielo en un parque del sur de Londres. La inspectora jefe Erika Foster será la encargada de dirigir la investigación del caso, mientras lucha contra sus propios demonios personales. Cuando Erika comienza a indagar en el pasado de la víctima, todo parece apuntar a que su asesinato está conectado con el homicidio de otras tres mujeres que han sido encontradas también bajo las aguas heladas de otros lagos en Londres. Poco a poco, Erika se aproxima a la verdad, sin sospechar que alguien la está observando y se acerca cada vez más a ella.

Reseña
La protagonista es joven, mujer, muy cualificada y recién incorporada a una nueva comisaría, después de un traspiés en su anterior puesto de trabajo; un conjunto de características, que empiezan a ser comunes a muchas sagas de índole policíaco que las editoriales lanzan últimamente.
Léase, el protagonista, tiene conflictos laborales; no es aceptado en su entorno y su vida personal es un desastre; en cambio es un prometedor policía, que puede con todo, con sus compañeros, sus superiores, las presiones políticas, la prensa…


Sin embargo, este libro tiene algo especial, tal vez sea la manera de narrar; esa prosa fluida, sencilla, y esa trama sin altibajos, que nos mantiene atentos en cada uno de sus breves 83 capítulos, que, con buen ritmo, nos conducen a un trepidante final en el que se revela todo el misterio y se desvelan todos los hilos que, entrelazados, nos han mantenido en vilo durante casi toda la narración.


Los personajes, están un poco estereotipados, pero el autor no abusa de grandilocuentes descripciones, ni forzadas situaciones. Todos los sucesos son creíbles, y la interacción entre los diversos actores, ni es forzada ni especialmente fantasiosa.


La trama es buena; el inicio sorprendente, nos engancha; y las diversas teorías, que indudablemente el lector piensa guiado por el escritor, no suelen ser acertadas, lo cual en si es meritorio, puesto que no nos encontramos situaciones, personajes, o hechos, que aparezcan de la nada, como en una mala imitación de novela de suspense.


Es una crítica a la sociedad inglesa, sobre todo al poder, la corrupción, la prepotencia de las clases altas, que limpian los trapos sucios de su casa tirando de chequera e influencias políticas, también se entrevén los bajos fondos de Londres, con sus mafiosos, la prostitución y la trata de blancas de fondo.
Incluso el autor toca temas tan delicados, como el abandono de las autoridades de aquellos que están más desamparados; los pobres, los drogadictos, los desahuciados de la sociedad, la incompetencia de la policía, o la desidia de las autoridades. Me recuerda a las novelas naturalistas de principios del siglo XX, donde salen a relucir las miserias y los defectos de la sociedad.


Indudablemente, recomiendo la lectura de este libro. Es un buen libro, entretenido, y con un contenido fuera de lo común.

Si yo fuera este libro, me gustaría, que la protagonista, no fuera tan manipuladora.

No hay comentarios:

Publicar un comentario